San Diego

La victoria de Trump crea preocupación en Tijuana

La Cámara de Comercio de San Ysidro envió un correo electrónico a sus miembros titulado "¿Qué hacemos ahora?" El cual ofrecía la única respuesta: "Trabajamos para asegurar que el resto de Estados Unidos aprecie la importancia crítica y el efecto positivo que nuestra región binacional y México causan sobre nuestra economía y nuestro futuro."

Desde la persona más humilde hasta la más influyente, los residentes de Tijuana se preguntaron ansiosamente el pasado miércoles sobre los efectos que tendrá la presidencia de Donald Trump para el futuro de la región.

Mientras que los periódicos, la televisión y la radio los guiaron a la noticia del triunfo de Trump este martes, algunos residentes se preocupaban de que crezcan los números de deportados varados en las calles de la ciudad. A otros les concertaba el debilitamiento del peso – el cual cayó bajo record justo después de la elección de Trump – lo cual podría convertir los bienes estadounidenses en algo fuera de alcance.

"Por ahora, no hay mucho efecto, pero esperen hasta que el güero tome la presidencia," comentó Silvestre Espinosa, un comerciante de 65 años de edad que fue entrevistado en San Ysidro mientras se preparaba para regresar a Tijuana después de un día de compras. "Es entonces cuando las cosas se pondrán serias."

Los mexicanos de todos niveles han estado preocupados durante meses sobre el prospecto de la victoria de Trump, alarmados por sus declaraciones de campaña promoviendo la construcción de un muro continuo en la frontera con México, la renegociación o cancelación del Tratado de Libre Comercio y la creación de una fuerza especial de deportación.

"Hay razones para estar preocupados," dijo Tonatiuh Guillén, presidente del Colegio de la Frontera Norte, un tanque de pensantes fundado por el gobierno de Tijuana. Con más mexicanos dejando los Estados Unidos que entrando en los últimos años, un muro "sería un símbolo agresivo justo en un momento en el que nuestras sociedad y economías están creciendo cada vez más inter-dependientes."

Incrementar las deportaciones de mexicanos sin autorización sería más que simbólico. "Si las deportaciones siguen su curso, nos encontraríamos con una situación problemática," declaró. "Significa la separación de familias, con costos humanos muy altos para aquellos con la mitad de sus vidas en los Estados Unidos."

El miércoles, el peso cayó a nivel récord contra el dólar, Kitty Valentina, una estilista de 20 años tijuanense, se preocupaba sobre sus futuras posibilidades de poder comprar sus materiales en San Diego. "Clips, extensiones de cabello son más baratas en San Diego, pero si el dólar sube, ya no lo serán," dijo Valentina, de quien sus clientes pagan en pesos.

Un mesero de los Tacos Salceados en el vecindario de clase media, La Mesa, Samuel Gijón, de 26 años, dijo que sería más caro el comprar productos en San Diego, como el salmón ahumado usado en sus famosos tacos de especialidad.

La victoria de Trump llega justo cuando los líderes políticos y negociantes de Tijuana y San Diego han estado trabajando para fortalecer la relación bilateral entre ambas ciudades.

En el Ayuntamiento de Tijuana, uno de los consejeros superiores, Jorge D'Garay, dijo que los resultados "son una gran oportunidad para reinventarnos a nosotros mismo, y así crecer, fortalecer, y demostrar la verdadera relación E.U.A.-México que vivimos día a día."

Humberto Jaramillo, cabeza del grupo de convergencia tijuanense de negocios Consejo Coordinador Empresarial, dijo que no es el lugar de México el comentar sobre los resultados de una elección norteamericana. Pero que "Donald Trump tendrá que entender que la importancia complementaria de México a la economía de Estados Unidos," él dijo.

Al norte de la frontera, la Cámara de Comercio de San Ysidro envió un correo electrónico a sus miembros titulado "¿Qué hacemos ahora?" El cual ofrecía una sola respuesta: "¡¡¡Trabajamos!!!" Trabajamos para "asegurar que el resto de Estados Unidos aprecie la importancia crítica y el efecto positivo que nuestra región binacional y México causan sobre nuestra economía y nuestro futuro."

La Cámara de Comercio de Otay Mesa buscó el ángulo positivo. "El presidente electo Trump, es un firme defensor de Alianzas Públicas-Privadas, así que lo suponemos firme defensor de nuestro nuevo puerto de entrada," Otay Mesa Este, planeado en conjunto con el gobierno mexicano. "Su Cámara de Otay Mesa trabajará de cerca con la nueva administración para que entiendan la dinámica de nuestra vibrante región fronteriza."

Nota original de San Diego U-T.

Traducción: Azelia Mejía

Más noticias en SanDiegoRed.com

Sigue a San Diego Red en Facebook y Twitter.

Relacionado:

Comentarios

  • Facebook

  • SanDiegoRed

 
 
  • Nuevos

  • Mejores

    Noticias Recientes Ver más

    Subir