San Diego

Líderes locales le piden a Obama perdonar a inmigrantes criminales

Esto antes de que Trump tome el puesto.

Dos oficiales electos se han unido a sus colegas a lo largo de la nación estadounidense al dirigirse al presidente Barack Obama para que ofrezca una manta de amnistía con "green cards" a los inmigrantes que han cometido delitos menores.

El concejal de San Diego, David Álvarez y el presidente de la junta del Distrito Unificado de Escuelas de San Diego, Richard Barrera, junto con otras 57 personas, firmaron una carta organizada por Local Progress, una red de oficiales electos progresivos, la cual fue mandada a Obama esta semana.

Este grupo pide que la habilidad del socavado presidente electo Donald Trump de deportar a individuos que, sin contar sus delitos menores, no serían candidatos a deportar. Entre 100,000 y 200,000 familias podrían ser afectadas por dicho perdón, de acuerdo a la carta.

"Literalmente desde el día después de la elección, comenzamos a escuchar preocupaciones de los maestros sobre los alumnos inquietos y asustados de ser deportados, que sus padres serían deportados, únicamente basándose en la retórica de la campaña," dijo Barrera vía teléfono. "Lo que intentamos hacer es buscar cada avenida que nos sea accesible como oficiales electos para proteger a nuestros jóvenes y sus familias."

La carta sugiere que le es posible a Obama, con el poder que posee, el hacer dicha manta de amnistía, poniendo como ejemplo el perdón a los evasores de proyecto del presidente Jimmy Carter en 1977 de su primer día en la oficina.

"Debemos proteger a los residentes legalmente permanentes de nuestra ciudad," dijo Álvarez por medio de un correo electrónico. "El presidente electo Trump propuso un plan de deportación modelado a partir del Operation Wetback de los años 50. El cual dividiría familias enteras tras deportar imprudentemente a cientos de miles de residentes legalmente permanentes, lo cual sería moralmente incorrecto y económicamente destructivo."

Desde el 2014, la administración de Obama no ha priorizado los antecedentes penales menores para la aplicación de las reglas de inmigración, bajo política de no hacerle ningún cambio a esta ley. Es por ley que los poseedores de "Green cards" pueden ser deportados por cometer ofensas que podrían no terminar necesariamente en cárcel en el sistema de corte criminal actual, como delitos con drogas de bajo nivel.

La campaña de Trump se basó en la idea de deportar millones de inmigrantes sin autorización, particularmente criminales. Aún falta que su equipo de transición dé más detalles sobre cuáles inmigrantes y cuáles criminales.

Nota original de San Diego U-T.

Traducción: Azelia Mejía

Más noticias en SanDiegoRed.com

Sigue a San Diego Red en Facebook y Twitter.

Relacionado:

Comentarios

  • Facebook

  • SanDiegoRed

 
 
  • Nuevos

  • Mejores

    Noticias Recientes Ver más

    Subir