Vida

Tener ciclos de sueño anormales es signo temprano de Alzheimer

Lo que significa periodos de actividad y de descanso cortos durante el día y la noche

Un estudio realizado en Estados Unidos reveló que la afectación del ciclo de sueño y vigilia pueden constituir un signo temprano de la enfermedad de Alzheimer.

La investigación de la facultad de medicina de la Universidad de Washington en St. Louis indica que la afectación del ritmo circadiano ocurre mucho más temprano en las personas cuya memoria está intacta, pero cuyas tomografías de cerebro muestran evidencia temprana y preclínica de Alzheimer.

Los resultados del estudio fueron dados a conocer en 'JAMA Neurology', y podrían ayudar a los médicos a identificar a las personas en riesgo de presentar Alzheimer con más anticipación que ahora debido a que la enfermedad puede empezar a dañar el cerebro entre 15 y 20 años antes de que aparezcan los síntomas clínicos.

"No era que las personas en el estudio carecían de sueño -explica el primer autor, Erik S. Musiek, profesor asistente de Neurología-. Pero su sueño tiende a estar fragmentado. Dormir durante ocho horas por la noche es diferente de dormir ocho horas en incrementos de una hora durante las siestas diurnas".

Estudios previos en la Universidad de Washington, realizados en personas y en animales, han encontrado que los niveles de amiloide fluctúan de maneras predecibles durante el día y la noche.

Los niveles de amiloide disminuyen durante el sueño, y varios estudios han demostrado que los niveles se elevan cuando se interrumpe el sueño o cuando las personas no reciben suficiente sueño profundo, según una investigación del autor principal, Yo-El Ju.

"En este nuevo estudio encontramos que las personas con enfermedad de Alzheimer preclínica tienen una mayor fragmentación en sus patrones de actividad circadiana con más periodos de inactividad o sueño durante el día y más periodos de actividad en la noche", dijo Ju.

El estudio muestra que los sujetos que experimentan periodos de actividad y de descanso cortos durante el día y la noche tienen más probabilidades de presentar evidencia de acumulación amiloidea en el cerebro.

Los investigadores rastrearon los ritmos circadianos en 189 adultos mayores cognitivamente normales con una edad promedio de 66 años.

Nota directa de Noticias MVS

Relacionado:

Comentarios

  • Facebook

  • SanDiegoRed

 
 
  • Nuevos

  • Mejores

    Noticias Recientes Ver más

    Subir