Vida

10 señales de que te estás convirtiendo en señora

Cuando te sientes en la flor de tu juventud, pero tu cuerpo te dice lo contrario

No importa si tienes 20 o 30 años, si decidiste leer esto es porque probablemente estás teniendo una transición de joven a señora. Y es que no podemos negarlo, todas pasamos por eso tarde o temprano. Así que agarra tu escoba y deja de gritarle a los niños del vecindario, porque el día de hoy hablaremos de 10 cosas que te indican que ya empezaste tu transición al señorismo.

10. Te empieza a dar sueño antes de las 10 pm

No importa qué día de la semana sea o cuántas cosas interesantes haya para hacer, a ti siempre te urge llegar a casa y meterte en tus cobijas lo más pronto posible

9. Le empiezas a gritar a los niños de los vecinos

Ya sea que estén gritando en tu jardín o que no dejen de tocar tu timbre, justo ahora comienzas a entender a esa pobre vecina que te gritaba cuando jugabas con los otros niños de la cuadra… porque ahora tú eres esa pobre vecina :(

8. Cambiaste las noches de parranda por desayunos con tus amigas

No hay nada que te emocione más que ir de brunch con tus amigas, porque con tu nuevo estatus de señora, las noches de copas ya hasta son aburridas para ti.

7.Comenzaste a administrar tu dinero, en lugar de gastarlo en alcohol

Ya se fueron los días en los que te ibas de compras o de fiesta en cuanto depositaban la quincena. Ahora te enfocas en pagar tus tarjetas bancarias y recibos de pago, porque lamentablemente eso es más importante.

6. En lugar de descansar los domingos, aprovechas para limpiar la casa

Este sagrado día de descanso, se convirtió en todo un ritual de limpieza para ti. Ya eres tan buena en ello, que seguro tienes tu trapeador favorito y conoces las mejores marcas de jabón para ropa.

5. Prefieres los bares tranquilos que los antros

Ser una señora no quiere decir que ya no disfrutes de una buena copa con tus amigos, pero admítelo, ahora prefieres ir a esos bares donde puedes platicar sin ser interrumpida por el incesante “punchis-punchis” de los antros.

4.Secretamente te sientes identificada con una canción de Paquita, Lupita o Amanda Miguel

De pronto las letras de estas mujeres comienzan a tener sentido y aunque te dé pena admitirlo, seguro ellas son tus aliadas a la hora de ir atorada en el tránsito o incluso cuando limpias tu casa.

3.Te emocionan las promociones en los mercados

No hay mejor sentimiento que empezar a hacer el mandado y descubrir un descuentazo en la sección de frutas y verduras. Es uno de esos placeres de señora que hasta ahora empiezas a entender.

2. Siempre te sientes cansada

No importa que tan bien hayas dormido, SIEMPRE te sientes cansada. Y la verdad es que no te culpamos, la transición al señorismo es dura.

1.Empiezas a saber qué quieres de la vida

Ser una señora una no es tan malo como parece, pues es cuando comienzas a cuestionar qué quieres de tu futuro y hacia dónde vas. Poco a poco descubrirás que te estás convirtiendo una mujer más independiente, segura y responsable.

Así que ya lo sabes: Puede que ahora seas una señora, pero nunca dejes que nadie te diga que te sientes.

Relacionado:

Comentarios

  • Facebook

  • SanDiegoRed

 
 
  • Nuevos

  • Mejores

    Noticias Recientes Ver más

    Subir